martes, mayo 21

Promueven cultura emprendedora entre reos

La Comisión Estatal del Sistema Penitenciario de Baja California (CESISPE), impulsa la cultura del emprendimiento en las personas privadas de la libertad que están a punto de cumplir con su tiempo en el centro penitenciario, esto a través del taller “Programa de Capacitación y Sensibilización al Emprendimiento” que impartió en colaboración con la Secretaría de Economía e Innovación (SEI) y en la que participaron 44 personas privadas de la libertad.

La titular de la CESISPE, Ma. Elena Andrade Ramírez, señaló que es necesario que las personas privadas de la libertad se encuentren debidamente preparadas para desarrollarse en el ámbito laboral y sean productivas para la sociedad, por lo que la instrucción de la Gobernadora Marina del Pilar Avila Olmeda, es trabajar de la mano con las instancias gubernamentales corresponsables en el proyecto de reinserción, dando cumplimiento a lo establecido en la Ley Nacional de Ejecución Penal.

«Estamos trabajando en lograr que cada vez sean más las personas privadas de la libertad que al salir del centro penitenciario cuenten con los conocimientos y las herramientas necesarias para desempeñarse en el campo laboral, luego de que obtengan su libertad, y si es bajo el liderazgo de sus propias empresas, será aún mejor, por lo que se les capacitó sobre los fundamentos de lo que significa emprender, identificar las oportunidades para emprender y transformar una idea en un proyecto formal de negocios, además de que recibieron los conocimientos para traducir el proyecto en un negocio real y su forma de administrarlo con un sentido de logro y éxito personal y familiar», dijo la comisionada.

Asimismo, estableció que mediante este curso que implementó la SEI como plan piloto, a través del área de Fideicomisos, ofrece a estos liberados la oportunidad de materializar su negocio a través de un recurso económico con el objetivo de brindar una mejora a este sector de la población vulnerable, dicho monto tendrá una variación según el proyecto que presenten, luego de aplicar a las convocatorias que emita para tal efecto la propia Secretaría.

La comisionada finalmente señaló que este curso se impartió a dos grupos, el primero integrado por 28 personas privadas de la libertad del Centro Penitenciario de Mexicali, y el segundo contó con 16 participantes del Centro Penitenciario de Tijuana. Al concluir se les hizo entrega de las constancias correspondientes con el propósito de reconocer el esfuerzo de las personas privadas de la libertad en su preparación para iniciar su negocio una vez obtenida su libertad.